Sexo con una pornstar


01 junio 2014  - 
0
Comparte
Sexo con una estrella del porno
Las estrellas del porno no son conocidas fuera de su húmedo mundillo, pero entre sus aficionados se encuentran fieles seguidores que sueñan con hacer realidad sus fantasías más sucias y perversas con sus actrices favoritas. ¿Es posible que sus deseos se conviertan en realidad o se deben contentar con un sexo más convencional? El anhelo de los pornofanáticos es llegar a ser actor porno algún día, pero es una tarea harto difícil; ¿Entonces? Llamar a una escort pornstar y practicar sexo con ella tantas horas seguidas como el bolsillo aguante.

Posibles diferencias entre una pornstar y una novia formalita

Por supuesto que a los hombres les gusta una novia cañera en la cama y señora en la calle, bien clarito lo dice el refrán, pero a muchos otros, el hecho de ver a su novia haciendo besos blancos (pasarse el semen de una boca a otra), besos negros (introducir la lengua en el culo) o practicando sexo anal con gracia y salero, les puede hacer pensar que muchos otros han hecho lo mismo con ella y que para nada son un misterio para los variados varones del barrio y alrededores que probablemente la hayan catado con profundidad.

Algunos prefieren que su novia formal sea tranquilita en la cama, así como si no se hubiese comido a muchos otros y no hubiese hecho el kamasutra en una tarde de domingo de jornada completa. Este tipo de varón, prefiere practicar la variedad de guarradas altamente satisfactorias con las que sueña cada noche con otras chicas que bien pueden ser parte de la fiesta de una discoteca o de un bar o bien descolgando el teléfono y solicitando una cita con una 
escort de Barcelona.

Los aficionados al porno son otra cosa, porque sueñan con ser el actor porno de todas las películas y disfrutar de las más hermosas guarradas con su pornstar favorita. En realidad, el sexo con una pornstar no tiene mucho que ver con el que se puede practicar en la vida diaria. Las tomas y el montaje del material grabado refleja una manera de follar que nada tiene que ver con la realidad, de hecho, después de cada plano suele haber lavado de zonas y parones a cada momento.

En todo caso, normalmente no se va a practicar un sexo tipo pornstar en la primera cita, puede que tampoco en la segunda, e incluso que se tarde mucho tiempo en llegar a algo parecido. De ahí viene el auge de las citas con escorts pornstar.


Sexo con una escort pornstar

Las diferencias que encontramos entre una escort pornstar y una mujer que no se dedica al sector del porno y del sexo por dinero son varias.

En primer lugar, la escort pornstar está absolutamente preparada para follar desde el primer momento, sin calentamientos ni esperas a que se humedezca. Ella está dispuesta para la cita con su cliente y piensa en darle lo mejor desde el comienzo.

Aunque en general, la depilación es cosa del día a día, aún puede haber gente a quien no se le pasa por la cabeza quitarse el exceso del vello; bueno, eso nunca pasaría con una escort pornstar que solo tiene cabellos, cómo no, en la cabeza, y vello en las cejas, lo demás está liso como una estatua de mármol.

Si el tamaño del pene de su cliente es demasiado grande o pequeño se las ideará para que éste lo pase lo mejor posible y quede totalmente satisfecho aunque a ella le duela o no la excite.

A la hora de practicar el sexo oral, la escort pornstar se introducirá el pene hasta el fondo de su garganta e incluso parecerá que no respira durante minutos y minutos con tal de darle la mamada de su vida; además, lo hará mirando al cliente fijamente a los ojos y haciendo todo tipo de sonidos de placer mientras lo hace.

Cuando llegue el momento de correrse, la escort pornstar, si ofrece entre sus 
servicios el de francés facial, hará que el cliente lo haga en su cara, cosa propia y rutinaria en el mundo del porno e impropia y remota fuera de él.

En la postura del perrito, la escort pornstar disfrutará como una perra y dirá todo tipo de expresiones que complacerán grandemente al hombre animándolo a hacerlo con más fuerza y a sentirse como una estrella masculina del porno. Lo mismo si se practica el sexo anal, que no es demasiado común fuera de la pareja o de citas locas con desconocidas.

Cuando es la escort pornstar la que llega al orgasmo, gritará con todas sus fuerzas y dirá cosas que harán de toda la experiencia una cosa inolvidable y magnífica, llena de fantasías cumplidas, intercambio de fluidos e intimidades y unos recuerdos para el resto de la vida.


Ser el protagonista de una película porno

Si desea ser el protagonista de una película porno, sepa que lo puede hacer realidad de la manera más sencilla posible, con las mejores escorts de Barcelona, en un ambiente excelente y una vigilancia de la salud total.

Todos nos merecemos hacer realidad nuestras fantasías. Afortunadamente, en La Vie en Rose puede conocer a las 
mejores escorts de lujo en Barcelona que harán de sus sueños una experiencia real para recordar siempre, porque ofrecen un sexo directo y sin prejuicios ni esperas, para eso es su profesión.

En la vida cotidiana no se folla como en una película porno o, al menos, no es tan probable. En una cita con una de las más bellas escort pornstar el cliente expresa lo que quiere hacer y que le hagan y a partir de ahí todo es diversión y placer en manos de una profesional del sexo.

Hasta poder encontrar una mujer dispuesta a ese pacto, puede pasar mucho tiempo y multitud de citas fallidas, por eso es mejor el camino corto pero seguro, el camino de la satisfacción sexual a cargo de una escort que nos hará sentirnos como estrellas masculinas del porno.
 
01 junio 2014  - 
0
Comparte


* El comentario se publicará después de que lo revisemos.