ROMPE LAS REGLAS: DISFRUTA DE UNA ESCORT CON TU PAREJA

Tu pareja también quiere pasarlo bien y experimentar una noche de pasión en compañía de una espectacular escort. Vamos a darte unas cuantas claves sobre la atención a parejas.

15 junio 2017  - 
0
Comparte
ROMPE LAS REGLAS: DISFRUTA DE UNA ESCORT CON TU PAREJA

¿Cansado de ver series de televisión y culminar la velada con un poco de vanilla sex? No nos extraña. La vida son dos días y desde La Vie en Rose, queremos que la disfrute al máximo. Y en este disfrute, no excluimos a tu pareja. Ella también quiere pasarlo bien y experimentar una noche de pasión en compañía de una espectacular escort. Si te has planteado esta tentadora opción, y no sabes cómo proponerlo, vamos a darte unas cuantas claves sobre la atención a parejas.

Las mojigatas son las peores

Si tienes la gracia o desgracia de estar unido a una mojigata, te conviene saber que la historia podría solucionarse de la forma más inesperada. No hemos escuchado pocas anécdotas sobre la eclosión de una reprimida sexual. La religión y las sociedades de pueblo ejercen mucha presión sobre la sexualidad de una mujer. No le preguntes directamente a tu pareja si le apetece que una escort atienda sus necesidades. Pero deja caer alguna indirecta. Una foto atrevida, una película o la canción 'Mujer contra mujer' de Mecano, podrían ser tus aliadas.

Años y años juntos, la pasión se ha ido enterrando

Otro caso en el que la atención a parejas es el giro más aconsejable, es cuando tras muchos años, la pasión ha decrecido y se necesitan nuevas experiencias. En esta situación, lo normal es preguntar abiertamente a nuestra pareja qué piensa de enrollarse con otra mujer en nuestra presencia. Probablemente, se le iluminará la cara y, al menos, estará interesada en ver cómo se desarrolla la noche. Algunas parejas encuentran su pasión relanzada después de algo así.

Morbosos hasta la médula

Aquellos que gustan del sexo y son morbosos por naturaleza, seguramente no esperarán mucho a hacer un trío con una escort. Puede que mucho antes de que lo proponga el hombre, la mujer ya lo lleve apuntado en su agenda sexual. Estas son las parejas que disfrutan en los brazos de una escort de vez en cuando y cualquier práctica sexual les parece bien. Con ellos, la escort usa todos sus secretos. Juegos sado maso, disfraces, juguetes sexuales, lubricantes, lencería súper sexy. Todo es poco para los clientes morbosos.

Lesbianismo o bisexualidad encubiertas

A veces, la mujer descubre, después de casarse, que su sexualidad no es tan hetero como se pensaba; o puede que sí lo supiera, pero aun así, se casó. Las escorts que ofrecen la atención a parejas han visto muchos de estos casos. En esta situación, aunque la propuesta fue cosa del hombre, quien lo disfruta plenamente, es la mujer. Si sospechas que tu pareja podría sentir más placer con una mujer que con un hombre, debes hacerle la propuesta cuanto antes.

Voyeur

Un público que acude con su pareja regularmente a una cita con una escort son los mirones. Estas personas no sienten tanto placer con practicar sexo sino con ver cómo lo hacen otros. Es una fantasía sexual común eso de observar a una pareja en un momento íntimo sin que se den cuenta. La atención a parejas es perfecta para este tipo de personas. La escort se dedica a actuar como si no hubiese nadie más en la habitación aparte de la esposa o novia del mirón. Eso es lo máximo que un voyerista puede desear y las escorts son las perfectas aliadas para hacer esta fantasía realidad.

Exhibicionista

En el otro lado del ring, tenemos la figura de la exhibicionista. Si eres un mirón, puede que tu esposa sea de las que disfrutan sintiendo las miradas ajenas. Sois la pareja perfecta para llamar a una escort y vivir la experiencia más caliente de vuestras vidas. Aunque no son roles fijos, por lo general, el hombre desea mirar cómo su pareja practica sexo con la escort y la mujer disfruta sabiendo que está excitando a su marido al máximo.

Nunca lo había pensado

Es hora de caer de la burra e ir cavilando nuevas experiencias. La sexualidad humana es harto compleja y en ella caben todo tipo de fantasías. No es cuestión de perdérselas todas. Si tu modelo de pareja no está entre los descritos, puede que hasta hoy no te hayas parado a pensar en un trío con tu novia o esposa. Si es así, ya es hora de experimentar más allá de la alcoba matrimonial o las noches de borrachera con los amigos.

Novias, esposas y también amigas

Obviamente no se pide un documento matrimonial, cualquier pareja ya sea de esposos, novios o amigos puede solicitarle a la escort sus servicios. Lo único necesario es quitarse los prejuicios y los tabúes de la cabeza y admitir que para decir si algo gusta o no, primero hay que probarlo.

¿En casa o en La Vie en Rose?

Las escort de atención a parejas pueden desplazarse a domicilios o esperar a sus clientes en la suite tomando una copa de champán. En cualquier caso, sois tú y tu acompañante quienes debéis decidir dónde os gustaría hacerlo. Para algunas personas, el domicilio es menos discreto que para otras, pues siempre podría estar la atenta mirada de un vecino. Para otras, el sitio perfecto es el hogar, donde se siente cómodas y tienen a manos todos sus juguetes sexuales, bebidas y demás.

¿Un antes y un después?

No tengas miedo a que una experiencia así cambie vuestra relación de pareja. Los sentimientos se anteponen a la cuestión física y aunque la situación sea de lo más morbosa, seguro que tu pareja no cambiaría vuestra relación por un momento de desenfreno.

Lanzarse a la piscina

Con todo esto ya dicho, solo queda preguntarle a tu pareja sobre esta opción. Puede que ella le esté dando vueltas a la cabeza y no sepa cómo decírtelo. En todo caso, está mejor resolver las dudas que quedarse con ellas. Y si tu pareja es del primer tipo, mojigata sin remedio, siempre puedes buscar a una amiga para que te acompañe. Sea cual sea tu caso, no reprimas tus deseos. Busca con quien compartirlos.

15 junio 2017  - 
0
Comparte


* El comentario se publicará después de que lo revisemos.