REQUISITOS A CUMPLIR PARA UNA BUENA CUBANA

La cubana es una práctica sexual con mucho renombre. Para muchos es una fantasía ya experimentada, para otros, una por experimentar. ¿Estás preparado para una experiencia sexual de alto voltaje? Vamos a ver qué es necesario para que todo vaya como te gustaría.

29 enero 2018  - 
0
Comparte
REQUISITOS A CUMPLIR PARA UNA BUENA CUBANA

La cubana es una práctica sexual con mucho renombre. Para muchos es una fantasía ya experimentada, para otros, una por experimentar. La cubana no es como cualquier otra práctica sexual. El tamaño del pene y de los pechos, las habilidades de los dos participantes y su nivel de implicación, importan. Por parte de la escort, está todo controlado pero ¿y tú? ¿Estás preparado para una experiencia sexual de alto voltaje? Vamos a ver qué es necesario para que todo vaya como te gustaría.

¿Qué es una cubana?

La cubana es el arte de las escorts de hacer llegar al orgasmo a un hombre mediante el uso de sus grandes y generosos pechos que estimulando el pene de arriba abajo logran el placer máximo para su compañero. Después de esta práctica, se queda totalmente satisfecho y suele querer repetir otro día.

La cubana es una experiencia muy caliente, poco romántica y deseada por todos. Escena obligada de muchas pelis porno, inflama la mente calenturienta de quienes están más que hartos del vanilla sex y buscan algo más potente. He ahí, la liberadora práctica de la cubana.

¿El tamaño importa?

En muchas facetas de la vida, no, el tamaño no importa pero en otras, sí. Unos pechos pequeños pueden ser muy bellos, dar mucho morbo con según qué ropa pero para hacer cubanas, lo tienen difícil. Esto no quiere decir que no puedan hacer otras cosas pero esta práctica en sí, no la pueden hacer con la soltura que deberían.

El tamaño del pene también es importante, si mide como un dedo pulgar, quiere decir que tendremos que buscar a una escort con mucha experiencia y con los pechos bien grandes. Ellas son las diosas del placer y saben lo que tienen que hacer en todas las situaciones. Penes más o menos grandes, finos o gruesos y erecciones más o menos duras, ellas se pueden manejar en todas las situaciones. Así que para disfrutar de una buena cubana, lo primero que debemos hacer es buscar a la escort que sea una experta en el tema y que nos atraiga mucho sexualmente, ¡cómo no!

La diosa del placer

Ya sabemos que si empezamos a buscar en Internet a la escort perfecta para que nos haga una cubana, van a aparecer, por lo menos, mil perfiles. Es imposible decidirse rápidamente cuando lo que queremos es quedar súper satisfechos en todos los sentidos. No tenemos tiempo para hacer un estudio en profundidad de los anuncios y, sin embargo, no queremos equivocarnos. ¿Solución?

Una, si tienes algún conocido que ya ha experimentado la cubana sería bueno que le preguntaras con quién la hizo, pedirle su opinión y, si es buena, echar un vistazo a las fotos de la escort a ver si te gusta a ti. Dos, entrar directamente a la web de La Vie en Rose y decidirte entre las acompañantes que se anuncian ahí.

Si quieres disfrutar de la cubana perfecta sin preocuparte de nada, La Vie en Rose es la web que te conecta con las mejores chicas de Barcelona. Curvas, pasión y discrecion, son algunas de las características que más valoran los hombres a la hora de citarse con una chica de compañía. Si tú también estás de acuerdo en esto, no dudes en visitar sus perfiles.

No es una experiencia más

La cubana perfecta no es una experiencia más. Es la práctica que se muestra en un gran número de pelis porno y por eso es tan popular y deseada. Hablando con uno de los clientes de La Vie en Rose y fan de este servicio, le preguntamos si el placer es tanto como parece. “Sí. La cubana es una práctica que me pone mucho porque todo el gusto es para mí. Tú solo tienes que sentarte, la escort está de rodillas delante y, después del francés, empieza con su delantera a trabajarte. Ves perfectamente cómo lo hace y lo bien que se lo está currando. A mí me pone mucho por eso”.

Todos los caminos llegan a Cuba

¿Todas las cubanas empiezan por un francés? Muchos hombres se plantean esta pregunta. La verdad es que como cliente eres libre de pedir servicios sexuales, tantos como quieras en una misma cita. Para ello, solo tienes que hablarlo con la escort y llegar a un acuerdo con ella. Si lo que deseas está entre las cosas que ella ofrece o tu novedad le parece bien, no tendrás que preocuparte más que de fijar la cita.

Puedes empezar por un francés y seguir con la cubana, si esta combinación te pone y te parece bien. Otros hombres prefieren la masturbación para comenzar o la penetración vaginal y culminar con la cubana. Aquí lo que importa es disfrutar y la escort está convencida de eso, así que no te cortes en pedirle lo que realmente quieres.

Puede que para ti, el final del camino no sea la cubana sino solo una práctica más en medio de otras, no pasa nada. El orden de los factores no altera el producto. Si lo que buscas es experimentarla pero te va la marcha y la variedad, pídelo tal cual a la escort y escucha lo que te propone. Las escorts son una caja de sorpresas y saben más que tú, podrían ofrecerte algo inesperado y súper excitante.

Otras variantes de la cubana

El mundo de la cubana no termina en esta maravilla, puedes ir un poco más allá si es lo que te apetece. ¿Te suena la corbata francesa? Para algunos es la versión mejorada de la cubana. En esta práctica sexual la escort hace un francés pero en vez de sujetar el pene con las manos lo hace con los pechos.

Ahora que sabes las diferencias entre una y otra, seguro que te gustaría experimentar las dos. Lo entendemos perfectamente, uno no se puede quedar igual de tranquilo después de estas dos propuestas. Empieza por abrir la web de La Vie en Rose y descubre todos los placeres que se te ofrecen. Nuestra sugerencia: Empieza por Cuba y termina por Francia.

29 enero 2018  - 
0
Comparte


* El comentario se publicará después de que lo revisemos.