QUIERO SER INOLVIDABLE EN EL SEXO


07 septiembre 2016  - 
0
Comparte
QUIERO SER INOLVIDABLE EN EL SEXO

En nuestro querido blog solo hablamos de cosas interesantes, por ejemplo, cómo ser inolvidable en la cama y no por roncar ni hablar en sueños, sino por lo que viene siendo follar. Vamos a hacer un pequeño resumen sobre los consejos que hemos dado para ellos y ellas a la hora de acostarse con alguien y dejarlo flipando. Si un día después de despedirnos sigue sintiendo el orgasmo que le dimos, ¡lo estamos haciendo bien!

Además de hablar de coños y pollas, que sabemos que lo están deseando, vamos a hablar de lo intangible tan necesario, e incluso más, para tener una sesión de sexo memorable.

Conexión, el factor clave

La conexión es el factor clave para echar un polvazo. Necesitamos conectarnos con el otro y no solo por Whatsapp sino también energéticamente. Muchos pensarán que decimos tontunas pero nada más lejos de la realidad.

Hablando con las profesionales del sexo, las escorts de Barcelona y las señoritas de compañía de todas las nacionalidades, hemos escuchado muchas veces aquello de que “mis mejores clientes vienen a verme tanto para acostarse como para hablar conmigo, soy quien les escucha, quien les consuela y quien se los folla”.

No solo conversamos con las putas en Barcelona, también con sus mayores fans: los hombres que las visitan. Ellos también lo tienen claro, les gusta acostarse con estas chicas esculturales y guarras pero también reírse con ellas, charlar, cenar y disfrutar de una copa, la cama es muy importante pero no lo es menos sentirse cómodo y relajado en su compañía.

¿Qué más prueba de la importancia de conectar con alguien para acostarse a gusto?

Pero no todo el campo es orégano y no todas las conexiones son fáciles. ¿Cuántas veces hemos querido conectar con alguien pero esa persona se ha alejado de nosotros sintiendo un rampazo?

No, conectarse no es nada fácil; por eso muchos dirán que no es necesario, que lo que hay que hacer es follar. Estamos de acuerdo, pero follar bien y para eso, necesitamos conectar.

El coño, ese gran desconocido

Para muchos, el coño se ve reducido a su comportamiento en las pelis porno. Lamentablemente, se toman en serio todo lo que ahí pasa sin entender que las pelis son pelis y que la escuela de la vida está en el cara a cara y no en fingir orgasmos.

Todo el mundo quiere correrse y no dejarlo en un mero teatro. Recuérdelo siempre y sus amantes le llamarán una y otra vez. Si no le llaman más, ya sabe que no lo ha hecho todo lo bien que podía.

La mayoría de las escorts nos cuentan que después de unos pocos minutos de follisqueo el coño empieza a escocer. Aunque en las pelis porno la follada dure media hora, es una recreación, y entre toma y toma, los protas se han dado un descanso.

La humedad es fundamental, si no está muy mojadito, es que tampoco está preparado. Quizá por inseguridad, falta de conexión o represión sexual, no se humedece. Por eso es tan importante el sexo oral y el buen ambiente entre los folladores.

El coño es mucho más de lo que parece. Es clítoris, vagina y la zona entre ambos llamada punto U. Todo lleva al orgasmo sin necesidad de tocar las otras áreas. Dele a la imaginación y a la lengua y explore el placer femenino.

La polla, mucho más que un corneto

Al igual que las pelis porno reducen la sexualidad de la mujer al sexo vaginal eterno, también acotan la del hombre a la punta del capullo. Las escorts con las que hablamos recomiendan “masajear eróticamente los huevos y chuparlos sin prisa; la polla de arriba abajo brinda mucho placer, no hay que ponerse en plan muelle, a subir y bajar la boca por ella, hay que usar la lengua, también las manos, y no imitar a lo que vemos en los vídeos porno de Internet. A cada hombre le gusta de una forma”.

El punto G  de los hombres está en el culo aunque a algunos no les guste admitirlo. Por eso, uno de los servicios estrella de las escorts en Barcelona  es el beso negro o rimming. Se trata de chupar y lamer el ojete de tu compañero sexual. Piense que si él se lo pide, también debería pedirlo usted y no perderse algo tan prohibido y placentero.

Fluidos blancos para todos

Lo sentimos, pero las mujeres eyaculan igual que los hombres. No piense que por tener rabo es el único en pringar la cara de su amante después de su corrida. Si usted consigue que su compañera sexual eyacule, es usted un máquina. ¿Cómo conseguirlo? Lamiendo con arte el punto U, con los dedos tocando el punto G o con su magnífica polla si la usa apropiadamente. Pruébese.

Las escorts nos cuentan que a sus clientes les pone mucho el francés facial, se trata de la mamada que acaba con el semen en la cara de la señorita acompañante; también dejarlo caer por la polla mientras ella lo chupa o correrse directamente en la boca. A menos que sea una relación de confianza, es muy raro que la escort admita hacerlo simplemente por el riesgo de contagio de enfermedades de transmisión sexual pues nadie quiere que la fiesta acabe en desgracia.

Orgasmos como churros

Las mujeres tienen orgasmos como churros. Pueden tener uno detrás de otro, seguidos o espaciados pero con poco tiempo de espera entre uno y otro. El hombre tiene un orgasmo y luego descansa. Piense que si usted se ha corrido ya, puede dedicarse a dar más orgasmos a su compañera de cama hasta que usted se haya recuperado para el siguiente. Si pasa de cinco o seis, ella quedará bastante contenta. No hay mujeres que no sean multiorgásmicas, sino malos amantes.

07 septiembre 2016  - 
0
Comparte


* El comentario se publicará después de que lo revisemos.