¿Por qué lo llaman amor cuando quieren decir griego?


18 mayo 2015  - 
0
Comparte
¿Por qué lo llaman amor cuando quieren decir griego?

Las escorts  y el griego  en Barcelona son dos trending topic mundiales. ¿Qué tiene de especial un griego que todos lo desean y buscan con locura a las prostitutas que lo practican con alegría a cualquier hora del día o de la noche? ¿Por qué es un tabú que el punto de máximo placer de los hombres está en el culo y que, por lo tanto, todos llevan un griego dentro? 

¿Qué mundo de sensaciones y placeres esconde el ojo de las mil arrugas, como lo llama el cómico Joaquín Reyes?

Hoy por hoy el término “griego” significa muchas cosas. No sabemos si siempre ha sido así, pero cuando alguien dice la palabra mágica, la gente sonríe pícaramente y piensa en el yogur, en la prima de riesgo y en dar por culo. Estas dos últimas están en íntima relación. Aparte de eso, un griego también recuerda a la filosofía, al Mediterráneo y a la mitología en la que los dioses se dedicaban a follar a diestro y siniestro, sobre todo a sus madres y hermanas. Los griegos vivían con mucha soltura su sexualidad, y son conocidos por sus relaciones homosexuales sin complejos, el culto al cuerpo del hombre y el emplazamiento de esculturas fálicas en las puertas de sus casas.

Todo esto lleva a pensar, que un griego es dar por culo, placer masculino entre hombres que buscan el éxtasis en los brazos fuertes de un semejante. Por extensión, el griego se refiere al sexo anal sea con hombres o con mujeres.

Escorts y griegos en Barcelona

¡Ojo! El culo no lo ofrece todo el mundo para ser follado sin peros. El dinero no puede comprar el culo de todo el mundo, ni significa un placer generalizado ni cualquiera lo puede practicar. Por eso, la búsqueda de escorts y griego en Barcelona es una de las cosas más solicitadas y mejor pagadas a aquellos que dejan su oscuridad más profunda al mejor postor.

Algunos de los clientes dicen que es como hacerlo por delante pero más apretadito; otros que es mucho más morboso por ser mucho más guarro; otros que lo desean simplemente por cambiar de aires; otros reconocen que les gusta sentirse poderosos por medio de infligir cierto dolor a una persona en el ámbito sexual. Todos encuentran una buena razón para buscar a una escort que haga griego en Barcelona. 

Doble penetración

La doble penetración está de moda. Todas las cadenas de televisión hablan de ella y llena las portadas de los diarios. ¡Queremos doble penetración ! Clama la gente por las calles de todas las ciudades del mundo. 

Pero para que haya doble penetración, debe haber una escort que haga griego en Barcelona, pues supone la penetración de la vagina y del ano a la misma vez. Dicen las escorts que la practican que se sienten extasiadas y que no hay nada que las relaje  más. Dicen los clientes que les encanta que haya otro macho en la habitación dándole caña a la escort y poder verlo y disfrutarlo en primera persona. 

Con la doble penetración pasa como con el griego. No todo el mundo sabe o se atreve a hacerla. Y quien la ofrece, la cobra muy bien porque es, según dicen, doble esfuerzo y doble conexión con doble cliente, con lo cual, bien puede costar el doble, pero también da el doble de alegría y se presume el doble ¡o el triple! delante de los colegas.

El hombre y el fondo de su culo

Seamos abiertos de mente un día más en este fantástico blog. No pongamos límites a los culos ni de hombres ni de mujeres. Abramos nuestras mentes y filosofemos como lo hacían los griegos.

Algunos hombres verdaderamente liberados y aventureros no se conforman con probar la doble penetración con una escort que hace griego en Barcelona, sino que intercambian el papel y piden que sea la escort la que le haga un griego a él.

¿Puede imaginarse a una bellísima escort con un rabo más grande que el suyo entrando hasta el fondo de su ser y usted a cuatro patas disfrutando como una perra en celo?

Si la respuesta es sí, le felicitamos por su liberación e indagación sobre el punto G masculino famoso en todo el mundo pero silenciado entre los hombres heterosexuales por miedo a pensar que podrían ser maricones. 

Es uso del culo, la práctica del griego es un reto para muchos y una puerta al máximo placer para otros. Afortunadamente existen las escorts para ayudar a estos hombres en la experimentación de tan sublime placer.

Un cambio de roles

No hace falta que sea otro hombre ni tampoco un travesti el que practique el griego a un hombre, puede hacerlo una escort entrenada en tan delicada asignatura. Piense en lo extenso del término griego y no solo en poner a cuatro patas a una escort que haga griego en Barcelona.

Y bromas aparte, cuando se anime a practicar griego sea en la posición que sea, le guste recibir o dar, no olvide el uso del condón en todos los casos, y tampoco espere hacer como simulan en las pelis porno, que meten la polla en el coño y de ahí al culo y viceversa, eso no puede ser, y todo el mundo lo sabe, por el alto riesgo de contraer una infección, del mismo modo que no le gustaría que le dieran por culo y después le metieran esa misma polla en la boca con el ánimo de degustar los desechos propios.

No, a nadie le gusta eso, al menos en su sano juicio. Desde nuestro blog animado, cachondo, liberal y graciosete, animamos al mundo entero a buscar una escort que practique griego en Barcelona y que se deje llevar por los dos roles, el que da por el culo y el que lo recibe siempre vigilando la salud y la higiene y disfrutando del placer olvidando los estereotipos, complejos y tabúes propios de nuestra sociedad tan encorsetada.

18 mayo 2015  - 
0
Comparte


* El comentario se publicará después de que lo revisemos.